REALFOODING ANIMAL ¿El futuro de la alimentación de mascotas?

El concepto de “realfood” está a la orden del día. Existen tantos problemas de salud relacionados en parte con la alimentación que cada vez es más la gente que limita el consumo de los malvados ultraprocesados cambiándolos por la comida hecha en casa. Y si nosotros pretendemos de esta manera mejorar nuestra salud, ¿por qué no aplicar el mismo principio a la alimentación de nuestro amigo peludo?

Las marcas se van dado cuenta de este cambio de aptitud y, por ello, actualmente en el mercado son variadas las opciones que podemos encontrar para sustituir esas croquetas de colores por una alimentación más beneficiosa para nuestras mascotas.

Igual que en el caso del realfooding humano, este tipo de alimentación se encarece un poco si la comparamos con la tradicional pero, si nuestro bolsillo nos lo permite, es una muy buena opción.

BENEFICIOS
Aparecen menos alergias (alimentariasy dermatológicas) y menos problemas gastrointestinales.
Disminuyen los casos de IRC y de alteraciones inmunológicas.
Pelaje más lustroso y brillante.
Mejora enfermedades como la diabetes.
Animal más enérgico.
Menor cantidad de deposiciones. Su olor también disminuye.
Ayuda a la digestión.
Menores problemas de sobrepeso.

A continuación analizaremos brevemente algunas de las opciones disponibles y los beneficios que pueden aportar a nuestros peluditos.

Piensos Naturales

Aunque dentro de la oferta de piensos de la que disponemos estos son todavía una minoría, es una buena opción a tener en cuenta si queremos mejorar la alimentación de nuestra mascota. Están elaborados con ingredientes de mayor calidad que los piensos tradicionales por lo que se les considera de gama alta y a pesar de tratarse de un alimento procesado, está elaborado con mejores materias primas y presentan infinitamente menos aditivos que los convencionales y debido a esto he decidido incluirlos en este artículo ya que considero que se encuentra en el grupo de los buenos procesados.

Dentro de estos también encontramos los llamados piensos sin cereales ya que hay muchos animales que tienen intolerancia a los mismos y desarrollan diversas alergias alimentarias.

Dieta BARF

Este es el acrónimo de Biologically appropriate Raw Food es decir Alimentación Cruda Biologicamente Adecuada (ACBA). Consiste en alimentar a perros y gatos  a base de productos crudos, principalmente huesos carnosos acompañados de fruta, vegetales y vísceras, todo presentado crudo.

Esta dieta se justifica debido a que es el modo de alimentación con el que los animales evolucionaron y están adaptados para comer.

«Consiste en alimentar a perros y gatos a base de productos crudos».

El principal inconveniente de esta alimentación es que, al tratarse de productos crudos, estos tienen que estar muy bien conservados ya que de lo contrario proliferarían bacterias que serían perjudiciales.

Comida cocinada deshidratada

Este modo de alimentación consiste en una receta cocinada que se deshidrata para que esta, entre otras cosas, se mantenga en buen estado durante mayor tiempo además de que esta ocupa menor espacio. Lo único que habría que hacer es hidratarla antes de presentársela a nuestra mascota.

Es una buena alternativa a la dieta BARF ya que se eliminan los inconvenientes de esta.

Igual que en el caso anterior, está elaborada con ingredientes de mayor calidad y no se pierden tantos nutrientes como en el caso de un pienso ultraprocesado ya que no pasa por ningún proceso industrial. También, al tratarse de un alimento rehidratado, nuestra mascota recibirá parte del agua que necesita por medio de la dieta y por ello beberá menos agua.

También podemos encontrar comida cocinada sin deshidratar.

Las ventajas de esta son:

VENTAJAS
Totalmente natural al ser alimentos troceados y cocinados a baja temperatura para evitar la pérdida de nutrientes.
Al estar cocinada se mantiene en buen estado durante más tiempo que en el caso de la BARF.
Proliferación bacteriana más difícil.
Posibilidad de personalización para el animal concreto (evitar alergias, intolerancias…).

Hay cada vez más marcas comerciales que ofrecen esta opción aunque también puedes prepararla tú mismo en casa.

En definitiva… si nosotros cada vez intentamos comer de manera más saludable, ¿por qué nuestra mascota iban a ser menos?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *